La fuerza del silencio

«Cuanto más avanza el hombre hacia el misterio de Dios, más se queda sin palabras. El hombre se envuelve en una fuerza de amor y enmudece de estupor y asombro. Delante de Dios desaparecemos atrapados en el silencio supremo» (Card. Robert Sarah, La fuerza del silencio, 87)

Los labios callados son el oro puro

Además de los votos veo una regla importantísima; aunque todas son importantes, ésta la pongo en el primer lugar y es el silencio. De verdad, si esta regla fuera observada rigurosamente, yo estaría tranquila por las demás. Las mujeres tienen una gran inclinación a hablar. De verdad, el Espíritu Santo no habla a un alma […]

La recuperación del silencio

Ser introducido en la serena profundidad de las cosas que me rodean, pero que a menudo no soy capaz de ver, es un buen punto de partida para el tema sobre el que invito a reflexionar en este capítulo, a saber: la recuperación del silencio. En él se encuentra uno de los instrumentos más asequibles […]

Si no hablas

Si no hablas, llenaré mi corazón de tu silencio y lo guardaré conmigo. Y esperaré quieto, como la noche en su desvelo estrellado, hundida pacientemente mi cabeza. Vendrá sin duda la mañana y se desvanecerá la sombra. Y tu voz se derramará por todo el cielo en arroyos de oro. Y tus palabras volarán cantando […]