La miseria de los pobres es la medicina para los ricos: «Vended lo que poseéis y dadlo como limosna»

«Venid, benditos de mi Padre, recibid en herencia el reino preparado para vosotros» (Mt 25,34) Existe, pues, una misericordia terrena y humana, otra celestial y divina. ¿Cuál es la misericordia humana? La que consiste en atender a las miserias de los pobres. ¿Cuál es la misericordia divina? Sin duda, la que consiste en el perdón […]