Oraciones San Pío de Pietrelcina

Triduo al Padre Pío – Día 2

Día 2

Purísimo San Pio de Pietrelcina, Tú que has querido mucho a tus hijos espirituales, muchos de tus hijos han sido comprados por ti con el precio de tu sangre. También nos concedes a los que no te hemos conocido personalmente considerarnos hijos espirituales. Con tu paternal protección, con tu santa guía y con la fortaleza que obtienes para nosotros de Dios, podremos, en el momento de la muerte, encontrarte en las puertas del Paraíso, esperando nuestra llegada.

«Si me fuera posible, quisiera conseguir de Dios solamente una cosa; si me dijera “Vas al Paraíso” querría conseguir esta gracia: “Señor, no me dejes ir al Paraíso hasta que el último de mis hijos, la última persona que me ha sido confiada, haya entrado antes que yo”» (Padre Pío)

CORONA al SAGRADO CORAZÓN recitado por SAN PIO

1. ¡Oh Jesús mío!, que dijiste «en verdad les digo, pidan y recibirán, busquen y encontrarán, llamen y se les abrirá!», aquí, confiado en tu Palabra, llamo, busco y te pido la gracia…

Padre Nuestro, Ave María, Gloria.

Sagrado Corazón de Jesús, en Vos confío.

2. ¡Oh Jesús mío!, que dijiste «en verdad les digo, todo lo que le pidas a mi Padre en mi nombre, Él se los concederá!», aquí, confiado en tu Palabra, pido al Eterno Padre en tu Nombre, la gracia…

Padre Nuestro, Ave María, Gloria.

Sagrado Corazón de Jesús, en Vos confío.

3. ¡Oh Jesús mío, que dijiste «en verdad les digo que el cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán!», aquí, confiado en la infalibilidad de Tu Palabra divina, pido la gracia…

Padre Nuestro, Ave María, Gloria.

Sagrado Corazón de Jesús, en Vos confío.

Oh, Sagrado Corazón de Jesús, infinitamente compasivo con los desgraciados, ten piedad de nosotros, pobres pecadores, y concédenos las gracias que te pedimos por medio del Inmaculado Corazón de María, nuestra tierna Madre.

San José, Padre adoptivo del Sagrado Corazón de Jesús, ruega por nosotros.

Dios te salve, Reina 
y Madre de misericordia,
vida, dulzura y esperanza nuestra;
Dios te salve.
A ti llamamos 
los desterrados hijos de Eva;
a ti suspiramos, gimiendo y llorando
en este valle de lágrimas.
Ea, pues, Señora, abogada nuestra,
vuelve a nosotros esos tus ojos 
misericordiosos;
y después de este destierro, 
muéstranos a Jesús,
fruto bendito de tu vientre.

¡Oh, clementísima, oh piadosa, 
oh dulce Virgen María!

0 comments on “Triduo al Padre Pío – Día 2

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: